martes, 15 de noviembre de 2016

Así Vendió Pékerman A Colombia Contra Argentina

Foto: AFP.

No sé usted, pero lo que soy yo, no creo en las coincidencias. Colombia perdió con Argentina 3-0, mostrando un fútbol pobre, más pobre que el del partido contra Chile, con un planteamiento que nadie se lo cree y unos cambios sacados del FIFA 97. Lo de hoy, además de dejarnos fuera del mundial, ratifica una teoría que llevo años sosteniendo y por la cual me han insultado bastante: Pékerman le regala los partidos a su antigua selección.

Hagamos memoria, Pékerman dirigiendo a Colombia le ha ganado a Bolivia (aquí y allá), a Brasil (Copa América), a Chile (en Santiago), a Ecuador (dos veces en Barranquilla), a Paraguay y Perú (tres veces, aquí y allá), a Venezuela (Barranquilla) y a Uruguay (Barranquilla y en el Mundial). ¿Y Argentina? Ha sido enfrentada cuatro veces con el gaucho en el banquillo nacional, con dos empates y dos derrotas, nada grave, si no miramos los modos; pero veámoslos: El primer enfrentamiento fue en Buenos Aires en 2013, con un planteamiento miedoso y una noche que de seguro usted recuerda de David Ospina, sacando de todo, casi que jugando solo en medio del 3-4-2-1 que planteó el entrenador, el primer partido que "casualmente" alineó con solo tres en el fondo. Luego, en Copa América, disimuló con un 4-1-4-1 en un equipo que apenas se intentaba encontrar y se estaba rearmando tras el mundial, tratando de recuperar a un Falcao que no estaba en condiciones óptimas y con la orden desde el banquillo de que los goles no servían si no eran de Radamel, que todos los balones debían ir a él. Otra vez David evitó el papelón y lo perdimos por penales, resultado justo, porque Argentina lo debió ganar 8-0 en los 90 minutos. La tercera salida fue el año pasado, en Barranquilla, donde repitió los tres del fondo, colocando jugadores como Heribelton que no tenían idea de nada. Esta vez ni Ospina pudo, los palos nos salvaron una vez más y caímos tan solo 0-1, pero fácil pudieron ser cuatro.

Pero la perla fue la de hoy, colocar jugadores como Dávinson o Barrios, que de fútbol no saben nada, a estrenarse con Argentina y de visitante (Sánchez), mandar un solo delantero, como "coincidencialmente" siempre pasó cuando enfrentamos a la albiceleste, porque les recuerdo que llevamos cuatro años jugando 4-2-2-2 pero resulta que contra los gauchos todo cambia. Ingresar a Copete, que nadie lo conoce, en lugar de acomodarle a Macnelly sus socios naturales (Borja y Berrío) y esa pasividad en la zona técnica hablando con Camps, no tienen presentación alguna. A este argentino le duele su patria, la extraña, y así regaló seis puntos vitales, porque sigue creyendo en que la medallita de la mamá (Q.E.P.D.) le va a hacer el milagro a pesar de sus malintencionadas decisiones.

Hoy, era vital arrancar con Macnelly, ese que él usó la eliminatoria pasada para llamarlo luego a decirle que no lo iba a llevar a Brasil. Era mejor Medina (¡Por Dios! No puedo creer que esté diciendo que era mejor Medina) improvisado, que ese muchachito Barrios, o Dávinson. Era mejor Abel que Torres, no porque Daniel sea malo, sino porque lleva más tiempo jugando al lado de Carlitos Sánchez. Yo sigo sin entender por qué James ya no puede jugar al lado de Macnelly como hace tres años.

Señor Pékerman, los colombianos no somos tontos. Nadie manda en el corazón, pero si su corazón está en Argentina, váyase a robar allá, en el Rafaela, en el Tucumán... ¡¡¡NO MÁS!!!

Calienta Reinaldo Rueda.

domingo, 26 de junio de 2016

¿Por Qué Fracasó RCN En La Copa América Centenario?

Foto: www.canalrcn.com
Por: Héctor Herrera

Se acabó la Copa América, competición de resultados sorprendentes para algunas selecciones. Vimos caer en primera ronda a Brasil y a Uruguay, presenciamos las goleadas que sufrireron el anfitrión y Costa Rica, así como los siete goles que se llevaron Haití y México -aunque Haití sí marcó el de la honra-, pero sin duda alguna una de las mayores goleadas se la propinó el Gol Caracol a su competencia directa, pero; ¿por qué no funcionó el proyecto Copa América Centenario montado por el canal RCN -encabezado por Andrea Guerrero-? Solo digamos que fue una sucesión de errores que explicaremos a continuación.

Lo que mal empieza, mal acaba, y el primer paso hacia el desastre se cometió cuando anunciaron la transmisión de la competición por su canal. Las notas acerca de ello en el noticiero me hicieron recordar la medalla de oro conseguida por María Isabel Urrutia, pues lo presentaban como tal, con una grandeza y una importancia como si de la mejor noticia que hubiese recibido el país se tratase. Pero, a diferencia de esa maravillosa presea lograda en Sidney, el conseguir los derechos de un evento no era nada extraordinario, menos, cuando la razón por la cual pudieron acceder a ellos es porque pocos se encontraban interesados en transmitir la competición y la organización del evento determinó que no habría exclusividad a un solo operador por país. En pocas palabras, si Juan Pérez hubiese tenido dinero para comprar la transmisión y pasarla en su barrio, lo pudo haber hecho, aunque todos sus vecinos hubiesen pagado lo mismo.

El segundo fallo llegó con la bandera que han cargado tontamente desde enero de 2014 y que más temprano que tarde tendrán que dejar, porque ya a nadie le importa: el #YoCreo. Sí, la popular etiqueta propuesta por Juan Felipe Cadavid, segundo responsable -después de Soner Ertek- de acabar la carrera de Falcao. Él y solo él, fue quien a inicios de febrero, días después de la lesión de Radamel, comenzó a promover el numeral y hasta le sacó comercial. Recuerdo perfectamente la pauta con la empleada doméstica leyendo en un celular de alta gama (¿coherencia?) el mensaje del granito de mostaza de Falcao y acrecentando una ilusión vana, presionando la llegada del "Tigre" y su recuperación (que no se dio, por no respetar los tiempos) y condenándolo al banquillo del club en donde se encuentre. Pues sí, siguieron con la bobada y para colmo de males le sacaron tema musical. Primero era el del equipo del canal RCN, pero luego, y al ver que no les funcionaba, comenzaron a incorporar artistas como Silvestre Dangond y Pipe Bueno para promover el musical. Acabaron con la carrera de Mojito Lite -gracias a Dios-, pusieron a los marines a cantar, al ejército; incluso, hasta a los niños de la banda de guerra de la Escuelita Aurora. En fin, más que una estrategia se notaba el desespero. Contrataron un helicóptero y solo les faltó cantarla en Calypso y sacar un Jingle navideño.

El tercer error fueron los aires revanchistas, interpretados por la melodiosa voz de la señorita con cuerpo de sirena, Melissa Martínez. Muy bonita la niña, pero de diez palabras que decía, cinco eran "la selección es de todos". Y es que RCN no ha podido superar que la Federación le haya cerrado las puertas del Simón Bolívar el día que Colombia regresó de Brasil 2014. Pues déjenme aclararles algo, la Selección NO es de todos. La Selección es del que paga los derechos, y, hasta donde yo sé, el Canal Oficial de la selección, es Caracol. Ahora, sería muy bueno que el FPC también fuera de todos y que Win no denunciara contenido, ¿cierto? Señores de RCN, mejor se quedan callados.

En cuarto lugar está el equipo de trabajo. Presentaron como el CR7 del canal al Doctor Peláez. Una lástima mancharle la hoja de vida al viejo así, con ese rating tan malo. La gente no comió cuento de Peláez porque lo que a ellos les gusta es el "Tú tranquilo", el "Sóbese papá", el "Llórelo", el "Chao Papá, se fue". En pocas palabras, lo que la gente quiere oir es la narración de "El Javi" Fernández, más allá de tener que soportar a Bonnet. Es una lástima que "El cantante del gol" no haya pisado los pasillos de RCN, pues la historia sería distinta... ¡¡¡Momento!!! Javier Fernández era parte de la Futbolmanía y el canal lo dejó ir a principios de milenio. Como llevan años lamentándose de ello, encontraron en Peláez la manera de amortiguar el golpe, de seguro, con ese refuerzo de lujo, algunos nostálgicos adoptarían su transmisión. Pero, ¿cómo adoptarla con esos compañeros? La señorita Andrea Guerrero, que no sabía si estaba en el Copa América o en la Libertadores. Una mujer que no sabe NADA de fútbol y que por suerte para ella, Colombia no tuvo que enfrentar a Venezuela, pues de seguro le hubiese preguntado a Vizcarrondo que por qué si su apellido es así él no es bizco, así como alguna vez le preguntó a Dudamel -cuando jugaba en el fútbol colombiano- que si su apellido era así porque era un arquero que dudaba. No, los apellidos no se escogen señorita, pero ojalá se pudiera. De seguro, a usted no le habrían puesto Guerrero, porque de guerrera no tiene nada. A eso hay que sumarle la narración morfeica de "Jotas" Mantilla. De verdad, muchas gracias por ser hincha del Leopardo, se lo agradezco, pero o cambia la entonación o voy a colocarle sus narraciones a mi hija cuando no se quiera dormir. En cinco minutos caerá de seguro. Y como si no fuera poco con esto, bueno... ustedes ya saben de quién vamos a hablar.

Sí, la puntilla, el director del circo. A los colombianos no les gustan los comentarios estúpidos y sin sentido del señor Eduardo Luis. Un tipo que no tiene respeto alguno por el televidente ni por la profesión, que suelta al aire la primera barrabasada que se le viene a la cabeza en su afán de ser chistoso y original, cosa que no logra. Un individuo, que por ahí, si acaso, podría ser una buena garganta para reemplazar la voz del "pito, caucho y manija para la olla express". Un narrador, que hoy por hoy es la gran mentira del periodismo deportivo en el mundo y que se ha sostenido en el puesto, no por bueno, sino porque no dan con nadie más -y no le quieren rogar a Jorge Eliecer Torres-. Un aspirante a payaso que de payaso no tiene nada, pues por nuestro país desfilaron grandes como Pernito, Tuerquita y Bebé. Un auténtico fracaso, un campeón de lo malo y lo reiterativo, un ejemplo de lo que no se debe hacer.

Así se hundió solito RCN. Mis más sinceras felicitaciones al Canal Caracol por su rotundo éxito y por ser fieles a su escencia. Saben lo que a la gente le gusta y cómo les gusta, lo aplican y mantienen su estilo, mientras que la competencia sigue tratando de innovar y va de fracaso en fracaso, porque la innovación no se trata solo de sacar mil productos nuevos -canciones-, también se trata de utilizar lo que ya ha funcionado y potenciarlo; pero lo más importante, el innovador sabe cuándo hay que innovar y cuándo aún se puede esperar un poco, como lo han hecho los creativos de Caracol. Y no digo que todo en RCN sea malo, lamento la situación por grandes periodistas de la talla de Ricardo Henao, José Fernando Neira, Campo Elías Terán Jr., Antonio Casale -¿estuvo?- y otros más que se me escapan, que trabajan en silencio y lo hacen bien, sin afán de mostrarse, sin intenciones de figurar. Todo lo contrario, figuran, porque trabajan para el equipo periodístico, no para hacer sobresalir su nombre. A ellos, todos mis respetos, pero mientras las políticas del canal sigan enfocadas en dar ventana a la ridiculez en materia deportiva, lamentablemente los van a ir arrastrando, y ojalá que en un futuro no terminen trabajando en el puestico de comidas rápidas de Eduardo Luis, llevando domicilios de papas a la francesa y salsa rosada.

PS: Haciendo un balance un poco más sencillo de la situación, creo que RCN no logró ganarle a Caracol porque no creyeron que podían. Recordemos que  ♪ ♫ ♩ ♬Ganar comienza por creer en uno mismo y en el otro... ♪ ♫ ♩ ♬

El pez muere por la boca.

jueves, 23 de junio de 2016

¿Marlos Moreno? ¡No! Malo Moreno

Foto: www.aldia.co

Normalmente, ante el fracaso, ese al que ya nos tiene acostumbrados el señor Pékerman, saldría a destruirlo. Sí, fracaso, porque no ha ganado ninguna de las tres competiciones que ha jugado en los últimos tres años, y que no me vengan a decir que nos llevó al Mundial, eso no es un logro, esa es su obligación, para eso se le contrató. Pues bueno, no perdamos la costumbre. Sí, el tal "Don José" no fue capaz de ganar un torneo inventado. Ahora bien, tampoco es que sea tan dramático desde el punto de vista futbolístico. Esta selección nunca ilusionó, ganó bien el primer partido, sufrió contra Paraguay y de ahí en adelante no volvió a ganar, de hecho, no marcó en sus dos últimos partidos. Esperemos que lo haga en el partido por el tercer puesto.

Lo que sí decepcionó fue la estrella que nunca brilló. Se puede hablar de un Fabra espantoso, sí, pero es que Fabra y nada es lo mismo. Hablemos de Celis, que se disfrazó de Stefan Medina (de ese mejor ni hablemos) y todos los rivales le ganaban. Mencionemos a Dayro, ah, verdad, el argentino lo llevó a pasear. No lo convoque, pero no sea grosero, no haga cosas malas que parezcan buenas. O mejor nos referimos a "Asprillita", un tipo bocón que no le aporta nada al combinado patrio. Un jugador que tuvo cinco partidos buenos con Nacional y ascendío de la nada a sentarse a la derecha del padre,  aportando un pase, sí, un pase, nada más que un pase, no ha hecho más que eso en la selección. Ah bueno, marcó un gol contra Costa Rica, gol de estilista, pues no sirvió sino para maquillar el resultado. De ahí en adelante, nada.

Y cuando Colombia terminaba de hundirse frente a Chile y trataba de al menos irse con el uno en el electrónico, se quedaba estático esperando que el balón llegara a sus pies. No pasaba entre líneas, no hacía diagonales, no desconfiaba del rival. No importaba que Colombia estuviera muerta desde el arranque, porque seamos sinceros, desde el minuto cinco cuando llegó el primer gol Colombia estaba eliminada; no porque yo lo diga, sino por el desespero -miedo- con el que salieron a buscar el empate como si quedaran tres minutos de juego. Los muchachos, ya se sentían eliminados y salieron a buscar el gol como fuera. Y llegó el gol, no precisamente de los nuestros.

Por ningún lado se vio el Asprilla que le hiciera un triplete al Barcelona, ni el que le quitara el invicto al Milán. Tampoco estaba el que se robó una pelota en el Monumental para clavarla en el ángulo. Porque sí, de la vida personal de Faustino usted puede decir lo que quiera si piensa que con eso va a opacar su trayectoria como jugador, pero al hincha, al tipo que paga la boleta, no le importa a quién le disparó ni si salió con una o con la otra, lo que realmente le interesa son los goles. De nada sirve un futbolista que cumple los diez mandamientos si es totalmente INOPERANTE en la selección.

Se habla de que está por llegar su traspaso a Europa, posiblemente al Inter de Milán. Me alegra, que se vaya y que la pase bien. Quizá allá aprenda algo y se le pueda convocar en unos dos o tres años, como pasó con Medina, aunque no aprendió nada, pero ya no está tan fresco el recuerdo de su fracaso. Pero ahora mismo no se necesita, no es un elemento que le pueda aportar a Colombia algo distinto a ser un cambio de esos que se realizan al 90+2 para consumir algunos segundos. Que a la selección no vuelva, al menos no por ahora. Mejor que trabaje, que se concentre en su club y que cierre el pico.

No tengo claro hasta qué punto esté dentro de los planes de "Piscis" esta flor de un día, pero supongo, por lo visto en los partidos, que estará en la nómina. Porque parte del fracaso es culpa de "Piscis" o bien de la Federación, pues para nadie es un secreto que Colombia fue a Estados Unidos pensando en los Olímpicos. Basta con recordar a Roger en el campo y a Bacca en el banquillo. Terrible experimento que ojalá ayude en algo, pues Argentina y Brasil también jugarán en Río y no los vi probando chiquillos en plena competición, inventada, pero seria para ellos, porque lo quieren ganar todo.

El caso es que si va a los Olímpicos, como se piensa, ojalá no piense que va como refuerzo. Irá como uno más del grupo de 15 menores, como un obrero. Deberá trabajar, correr, esforzarse, desconfiar. Si lo hace, abrirá al menos la ventana chica de la Selección absoluta. Eso sí, que cierre la boca y deje de creerse estrellita, porque en lo único en que Asprilla y él se parecen, es en el color de piel.

sábado, 7 de mayo de 2016

Esta Es La Paraguay De Ramón, Segundo Rival De Colombia En La Copa América Centenario

Foto: www.elpais.cr
Por: Héctor Herrera 

Paraguay, que rumbo a Brasil 2014 fue una auténtica burla, ha renacido y nos enfrentará el próximo 7 de junio. ¿Temor? ¿Tranquilidad? Tómese el tiempo de leer esta segunda entrega del informe especial que lo hará un auténtico conocedor:

Paraguay

Los guaraníes arriban a la Copa América Centenario luego de haber sido cuartos el año pasado en la tradicional competición. Desde que finalizó el pasado mundial, ha disputado 21 partidos entre amistosos y oficiales, pero bajo el proceso de su actual técnico solo suma 16 encuentros (12 oficiales, 4 amistosos) de los cuales ganó solo 3, empató 8 y perdió 5. Logró un total de 17 goles a favor (1,06 por partido) y recibió 24 (1,5 por partido). Actualmente están ubicados en la séptima plaza de la eliminatoria, fuera de zona de clasificación.

Otros datos:


*Marca gol cada 84 minutos y recibe uno cada 60 minutos.

Referentes

Foto: www.diaadia.com.ar
Justo Villar (Portero): El actual portero del Colo-Colo de Chile es el principal referente del seleccionado guaraní. Fue guardameta del Libertad de su país, del Newell's Old Boys de Argentina y del Real Valladolid de España, entre otros. Defendiendo a su país ha estado presente en las ediciones 1999, 2001, 2004, 2007, 2011 y 2015 de la Copa América, por lo que será su séptima aparición en el certamen. Estuvo también presente en los mundiales del 2002, 2006 y 2010. Tiene 38 años, ha defendido el arco en nueve de los partidos de este proceso y es el actual capitán de la selección.


Foto: www.prensafutbol.cl
Paulo Da Silva (Defensa): El defensa del Toluca de México, es recordado por su paso por el Perugia y el Venezia de Italia, el Sunderland de Inglaterra y el Real Zaragoza de España. Es uno de los fijos de Ramón Díaz, estando presente en 15 de los 16 juegos que ha disputado el entrenador argentino. Fue Sub-Campeón de la Copa América de 2011 y asistió a los dos últimos mundiales en los que su selección particpó.


Foto: www.whoateallthepies.tv
Víctor Cáceres (Volante): Cáceres, actualmente en el Al-Rayyan de Catar, ha estado presente en 10 de los 16 compromisos del camino a Rusia 2018. Asistió al mundial Sudáfrica 2010 con su selección.


Foto: elcomercio.pe

Lucas Barrios (Delantero): El delantero paraguayo ha sido internacional con su selección en el mundial Sudáfrica 2010 y las ediciones de Copa América 2011 y 2015. El bicampeón con el Borussia Dortmund y actual jugador del Palmeiras, acumula 10 partidos jugados bajo las órdenes de Ramón Díaz. Registra 4 goles en este proceso, los mismos del delantero revelación de la selección paraguaya Darío Lezcano (con mejor promedio, 4 goles en 5 partidos).

Foto: www.conmebol.com
Roque Santa Cruz: A pesar de no ser de la entera confianza del técnico (solo 7 apariciones), el actual jugador del Málaga es el goleador histórico de su selección con 30 anotaciones. Ha militado en clubes como Bayern Munich, Blackburn Rovers, Manchester City, Real Betis, entre otros. Con su selección participó en las ediciones de Copa América 1999, 2007, 2011 y 2015. Así mismo, asistió a los mundiales de 2002, 2006 y 2010.


Once Ideal

Con base en las estadísticas, los hombres que enfrentarían a Colombia serían:



Su Seleccionador

Foto: www.infocancha.com
Ramón Díaz: El ex jugador argentino ha sido un exitoso entrenador en su país. Obtuvo ocho títulos locales dirigiendo a River Plate, una Copa Libertadores y una Recopa Sudamericana con el mismo club. Tuvo un corto paso por el América mexicano y asumió a finales de 2014 como técnico de Paraguay.


Histórico De Enfrentamientos

Foto: www.sbs.com.au
Once amistosos y 31 oficiales, el total de los 42 enfrentamientos entre cafeteros y guaraníes que han estado muy parejos enfrentándose con su selección "A". Estas son sus estadísticas:

Estadísticas tomadas del archivo FIFA

Tradición Copera

Foto: Archivo
Paraguay llegó por última vez a una final de Copa América en 2011, sin embargo, solo ha levantado el trofeo dos veces, siendo la más reciente en 1979. Ha sido seis veces Sub-Campeón y siete veces se adjudicó el tercer puesto.

Últimos Datos

*Paraguay tiene programado un último amistoso el 28 de mayo contra México,  antes de iniciar su participación en la Copa América Centenario.
*Colombia y Paraguay se volverán a encontrar por eliminatorias en Asunción a mediados de octubre. Es una oportunidad de oro para diagnosticar al rival.

Espere el próximo 11 de mayo el cierre de este especial con La Nueva Costa Rica, Tercer Rival De Colombia En La Copa América Centenario.

martes, 3 de mayo de 2016

Conozca A Estados Unidos, Primer Rival De Colombia En La Copa América Centenario

Foto: www.elnuevoherald.com


A exactamente un mes del partido entre nuestra selección y su similar de Estados Unidos, para muchos aun no está muy claro lo conveniente o no que resulta enfrentar al anfitrión, a Paraguay y a Costa Rica. Por ello, he preparado este informe especial bastante nutrido para que usted se luzca ante sus amigos como una auténtica biblia del fútbol y de paso sepa qué tan alta o baja debe ser la expectativa sobre Colombia en la Copa América Centenario. Vale la pena aclarar que este torneo NO hace parte de la tradicional Copa América, tendrá trofeo propio, no dará cupo a la Copa Confederaciones y no avanzarán los dos mejores terceros.

Al igual que lo hicimos en la previa del Mundial Brasil 2014, se ha segmentado el trabajo a tres entregas, por lo cual deberá estar pendiente en los próximos días al análisis sobre los rivales restantes.

Estados Unidos

La selección estadounidense llega a la Copa América Centenario con la obligación de hacer respetar su casa y obtener el título. Desde que finalizó su participación en Brasil, ha disputado un total de 29 partidos (18 amistosos, 11 oficiales), ganando 14 de ellos (destacan victorias ante Holanda y Alemania), empatando 6 y perdiendo 9. Ha marcado un total de 55 goles (1,8 por partido) y recibió 38 anotaciones (1,3 por partido). Disputó el año pasado la Copa de Oro obteniendo el cuarto lugar y actualmente es segundo de su grupo clasificatorio rumbo a Rusia 2018.

Otros datos:



*Marca gol cada 47 minutos y recibe uno cada 68 minutos.

Referentes


Foto: sbisoccer.com
Bradley Guzan (Portero): Es el guardameta actual del descendido Aston Villa (Inglaterra), club al que llegó en 2008 y en el que ha permanecido hasta hoy (con un breve paso por el Hull City en 2011). Ha disputado 17 partidos con su selección desde que finalizó el Mundial.


Foto: www.balls.ie
DeAndre Yedlin (Defensa): El actual jugador del Sunderland (Inglaterra) ha sido el futbolista con más participaciones en lo que va del proceso rumbo a Rusia, con 23 apariciones en 29 juegos.


Foto: Goal.com

Michael Bradley (Volante): Bradley ha jugado en Holanda, Alemania, Inglaterra e Italia, pasando por clubes como Aston Villa y Roma. Actualmente milita en el Toronto de Canadá y registra 22 apariciones con su selección desde que finalizó el pasado mundial.


Foto: richestcelebrities.org
Josmer Altidore (Delantero): "Jozy", de recordados pasos por el Villarreal de España y el Hull City de Inglaterra, es quizá el jugador más experimentado de la plantilla. Ha disputado 22 encuentros desde que finalizó su participación en Brasil 2014, su segundo mundial de mayores (junto a Sudáfrica 2010). Desde entonces, ha marcado 11 anotaciones con su selección, siendo el máximo anotador de la misma desde que se inició el camino a Rusia. Actualmente hace parte del Toronto de Canadá.


Foto: www.ussoccerda.com
Gyasi Zardes (Delantero): Con tan solo 24 años, el delantero de Los Ángeles Galaxy ya es uno de los fijos del técnico Klinsmann, quien lo ha puesto sobre el césped en 22 de los 29 encuentros con miras a Rusia. Zardes registra tres goles con su selección, dos de ellos en partidos oficiales.

Once Ideal


Basándonos en las estadísticas, los once hombres que enfrentarían a Colombia (salvo lesión) serían:




Su Seleccionador

Foto: www.businessinsider.com
Jürgen Klinsmann: El ex-futbolista alemán se encuentra al mando de la selección estadounidense desde el año 2011, pero antes ya había dirigido a la selección alemana de 2004 a 2006, al Bayern Múnich de 2008 a 2009 y al Toronto de Canadá de 2010 a 2011. Su único título como estratega lo consiguió en el 2013 con Estados Unidos (Copa de Oro).

Histórico De Enfrentamientos

Foto: El Gráfico


Colombia y Estados Unidos se han enfrentado 17 veces entre amistosos (13) y oficiales (4) con su selección "A". Estos son los números de aquellos encuentros:

Estadísticas tomadas del archivo FIFA.

Tradición Copera

Foto: www.youtube.com

El anfitrión ha participado tres veces en la Copa América (93', 95' y 07'). Su mejor registro lo consiguió en 1995, cuando quedó en la cuarta casilla tras perder el partido por el tercer puesto contra Colombia.

Últimos Datos:

*Estados Unidos tiene programados tres amistosos antes del inicio de la Copa América Centenario. Estos compromisos se jugarán en la última semana de Mayo contra Puerto Rico, Ecuador y Bolivia.

Espere el próximo 7 de mayo la segunda parte de este especial con Esta Es La Paraguay De Ramón, Segundo Rival De Colombia En La Copa América Centenario y el próximo 11 de mayo el cierre con La Nueva Costa Rica, Tercer Rival De Colombia En La Copa América Centenario.

sábado, 16 de abril de 2016

No A Toulón, Acierto De "Piscis" Rumbo A Los Olímpicos

Foto: www.foxsports.com.mx
 Por: Héctor Herrera

Conocido el sorteo de los grupos del fútbol masculino de Río 2016, comenzó la lluvia de flechas y la especulación, como siempre, de los que no saben. No nos correspondió el grupo de papel pero tampoco el de hierro. Sea como sea, Colombia tiene que prepararse, porque los Olímpicos son como el Mundial, hay que ganarle al que se atraviese. No estamos parados sobre la nube, como algunos creen, pero tampoco somos los galácticos. Hay cosas que mejorar y el Torneo Esperanzas de Toulón parecía ser la ocasión perfecta para medir el aceite y ajustar las líneas, pero no, es más contraproducente de lo que usted imagina, o por lo menos así es para esta selección.

Llega Colombia a Toulón y por ahí no pasa del empate ante sus tres primeros rivales. Cae eliminado, con el fútbol poco vistoso que ha mostrado, porque todo hay que decirlo, quizá sin marcar gol y hasta goleado. "¿A qué vamos?", "La Selección Olímpica no ve una", "Nos bailaron", "Horrorosa derrota de Colombia en Francia". Esos serían solo algunos de los titulares que podríamos llegar a leer y apegándonos al primero, pues en serio, ¿a qué vamos?, con esa actitud destructiva ante los resultados de un torneo invitacional amistoso, pues mejor nos quedamos, pa' evitar mala prensa.

Pero resulta que Colombia no solo pasa de ronda sino que vuelve a llegar a la final (como en sus dos últimas presentaciones), y por ahí la gana. "¡Vamos por el Oro!", "Río será nuestro", "Campeones y que nos tengan miedo", o el baja caña, "Campeones pero sin convencer". En definitiva, el otro extremo, el que ya nos hizo daño en 2013 cuando fuimos campeones del Sudamericano y esperaban título en el Mundial de la categoría.

¿A qué vamos a Toulón?, será a dar pie para que sigan destruyendo este grupo de guerreros que tienen un sueño y que, mal que bien, ahí van. Algunos se atreven a catalogar de error no ir a Francia, que entre otras cosas, no anda muy bien en materia de seguridad junto a otros países de la Unión Europea. Acierta "Piscis", descarta una posibilidad de probar por proteger a los suyos. Decisión sicológica bien tomada, blinda al grupo, pide no ir ni a este ni a otro torneo antes de Río y hace la Pékerman, "por aquí no pasa nadie y hablo hasta el día del partido". ¿Qué estaban esperando?, ¿Papaya? No señores.

jueves, 14 de abril de 2016

Selección Olímpica Masculina: No Tenemos Miedo

Foto: www.futbolred.com

Peor ambiente no podría tener el combinado nacional masculino que participará en las justas olímpicas de Río 2016. El clásico comportamiento de "colombiano mata colombiano" que lidera el enemigo número uno de "Piscis", el vómito de periodista Andres Marocco que ha promovido el odio hacia el maestro Restrepo a través de las emisiones de ESPN; sumado al poco reconocimiento de los logros obtenidos por el seleccionador han estigmatizado a un grupo maravilloso de jóvenes promesas.

Sorteados los grupos la sensación empeoró, sentenciando a una selección que si bien no ha tenido un fútbol vistoso, consigue resultados y logra los objetivos propuestos. Ya se habla de Nigeria, de Suecia, no se toca a Japón. Ya metieron hasta a Zlatan y, en el quizá peor error de la prensa prepagada, se pide por la inclusión en el grupo de priviliegiados de un incompetente Falcao, de técnica extraviada, movimientos erráticos y un fútbol pálido como el que mostró en su ingreso durante el último encuentro de su equipo, Chelsea, evidenciando una vez más que hoy día no define ni un término con diccionario en mano. Un jugador con un solo gol desde su contratación y que carga encima más de mil minutos sin ver ni siquiera la red del colador de la cocina (Lea También: NO Rotundo A Falcao En Los Juegos Olímpicos).

Colombia inicia con Suecia, en Manaus. Plaza dura, rival no tanto. Suecia, tras 28 años de ausencia, regresa a los olímpicos con una selección desconocida, pero de buen trato a la pelota. Como refuerzo Zlatan, quien al mejor estilo Falcao; pidió ir. Ahora, de ahí a que lo presten, es otra cosa. Como en todos los partidos de Fase de Grupos se debe empezar sumando, y esta vez de a tres. La corte sueca tendrá que intentar batir a un maravilloso Ospina que estará en Río, porque los equipos se arman desde atrás, como dice el librito. La defensa, que no está nada mal, brindará seguridad y transmitirá confianza para que Cuadrado y James se muevan con libertad. Sí, no le dé más vueltas, esos tres serán los refuerzos, no pida lo que no sirve, no pida lo que estorba. Con eso, y si los de adelante están finos, se debe ganar sin problemas.

La prueba de fuego llega en la segunda fecha, en la misma sede, con Japón. No, no es Japón-Japón, es Japón juvenil, la de los seis olímpicos consecutivos, la cuarta en Londres. Ante ellos nos jugamos la vida, ante ellos hay que no perder. Sobre el papel puede que Nigeria sea la selección temida, pero no, Japón es de mayor cuidado.

Finalmente Colombia cerrará con Nigeria, en São Paulo. A esta altura, los nuestros no deberían necesitar más de un empate para estar en la siguiente fase. Las "Águilas Negras" tienen un despliegue de velocidad interesante, no asisten a unos olímpicos desde 1996, pero tienen fútbol y garra. Un error y un gol, una oportunidad perdida y quedará así, perdida. No acostumbran a dar ventajas, son fuertes corporalmente, pelean todo.

Tres de los cuatro seleccionados cumplen con una característica especial, llevan un buen tiempo sin asistir a las justas olímpicas (especialmente Suecia y Colombia) y buscarán darlo todo. En ese item, no hay mejores ni peores. Línea por línea, pareciera que somos los más débiles (junto a los suecos), pero ¿cuántos jugadores del Arsenal o del Real Madrid pueden reforzar sus plantillas?

Colombia va sin complejos, sin miedos. Este grupo ha logrado cosas importantes, sabe ganar y gana sin importar el cómo. Y si así es con la base ¿cómo será con estos tres cracks que, salvo lesión, serán parte de la plantilla?

¡Qué nos manden al que sea! Sin modestias ni complejos. Esta selección hará historia en Río. Que nos pongan a Brasil y Argentina en las siguientes fases. No tenemos miedo.

Selección Olímpica Femenina: Sin Presiones

Foto: Vanguardia Liberal.

La suerte está echada y parece que al combinado colombiano femenino no le podría haber tocado un grupo peor en Río 2016. Las chicas, que de "Superpoderosas" no tienen nada (por favor Andrea Guerrero, no más), repiten grupo con Francia y Estados Unidos; con la novedad de que esta vez los acompañará el seleccionado neozelandés. Eliminadas por donde se les vea, más con el precedente del amistoso ante las estadounidenses perdido hace pocos días por un resultado sacatécnicos.

Colombia abre con Francia, cuarta en las últimas olimpiadas, vieja conocida. Ante ellas, se perdió en Londres por un tanto en los primeros minutos del partido. Fue un encuentro táctico, como debe serlo nuevamente en Río. Pero esta vez la importancia está en sumar, al como sea, y cuando digo sumar me refiero a sacar el 0-0, parqueando el bus, con un doble cinco, o bueno, qué doble cinco, con un 7-2-1 si es necesario. Colombia no va a ganar ese partido, en serio, ese no, pero el punto es el que cuenta.

Tres días después la cita será con Nueva Zelanda, nuevamente en el Mineirão. Este es el partido del despliegue ofensivo, si es que lo hay, de dar el todo por el todo. Aquí se debe ganar, si se puede, por dos o tres goles, si no, así sea por 1/2-0, pero ganar. Y digo medio porque las niñas no han marcado ni un solo gol en las olimpiadas. Aún así, se debe intentar lograr la victoria, como sea, con autogoles, con penales, empujando el balón con la mano; no importa. Hay que ganar, y si se logra, estaremos en cuartos, con 4 o 3 puntos (si es que no pudieron con Francia), como mejores terceras, pero estaremos. Si se empata o se pierde, charter para Bogotá.

Finalmente, la bestia, el campeón defensor, en Manaus. Estados Unidos, que ya nos paseó en Londres 3-0 y nos aplastó por siete goles hace nada. Ante ellas, qué 7-2-1 ni qué nada; 9-1. Todos abajo, porque hay que evitar la mayor cantidad de goles en contra. En Londres, Corea del Norte se quedó fuera como tercera por gol diferencia. Así, y solo así, Colombia llegaría a la siguiente fase.

Pero seamos sinceros, el nivel es bajo, bajísimo, paupérrimo. La preparación mala, las convocadas, peores. Colombia apenas hace dos meses aprobó la Liga Femenina. ¿Qué se les puede exigir a estas muchachas que tratan de hacer ladrillos con papel?

Que vayan, que jueguen, que se diviertan, que rían y que lloren. Vamos a sumar experiencia, a ver qué pasa. Su obligación es jugar, nada más.

viernes, 1 de abril de 2016

NO Rotundo A Falcao En Los Juegos Olímpicos


Foto: www.sport.es

Por: Héctor Herrera

Estoy casi retirado de mi blog, en buena parte porque ando ocupado con otros asuntos pero también porque a veces uno llega a sentirse poco útil al dedicarse a esto. Pones las cartas sobre la mesa, compruebas los hechos con argumentos, con estadísticas y tras ese proceso ves como la gente no entiende las cosas, o peor aún, las cuestionan por pura pasión. Y es precisamente esa pasión mal llevada por algunos la que me motivó a volverme a sentar aquí y comenzar una campaña contra la injusticia que se busca cometer mediante presiones indebidas. Normalmente escribía una vez salida la convocatoria y después de los partidos, pero ya no. Lo admito, he perdido la costumbre y hasta las ganas, por ello quizá esta columna no sea la más brillante ni la mejor redactada. Esas cosas desaparecieron este año, pero a pesar de ello voy a tratar de plasmar mis reflexiones.

Aquí he escrito de todo sobre Falcao. Lo ataqué a más no poder por su conducta indebida al ser el único jugador que no respaldó a Gómez, por salir haciendo politiquería para el presidente Santos con la famosa frase "mi aporte es creer, yo creo en la paz" y por su récord mentiroso marcándole goles a Bahrein y Kuwait. Las dos primeras se las perdoné cuando se anunció que no iba a ir al Mundial, fue una manifestación de justicia divina para mí, no lo merecía, no después de semejantes canalladas. La tercera, pues es una cosa más de apreciación, sin embargo no le doy tanta relevancia. Pero también se le ha defendido, como cuando le criticaron su paso al Mónaco, como si alguno de los hinchas del "Tigre" le fueran a pagar sus cuentas, o la vez que desnudamos la manera en que la prensa acabó con su carrera deportiva. En fin, se le ha dado pan y rejo por igual.

Debido a su poca actividad, ya no veía necesidad alguna de siquiera mirar qué estaba haciendo... Bueno, al menos hasta el 29 de Marzo de este año. Ese día comenzó la campaña #YoCreo2, ya no liderada por el perverso Juan Felipe Cadavid, quien se inventó a principios de 2014 la nefasta etiqueta acompañada de comerciales que empujaron al pueblo a pedir por la presencia de García en el mundial y que forzó una recuperación mal hecha que acabó con la carrera y la vida de un ser humano. No, esta vez liderada por otros, pero alimentada por la boca del mismísimo Falcao.

Se pretende que Radamel, un jugador que no está en forma física, sin ritmo de competencia, sin gol, desordenado emocionalmente por su caída futbolística, olvidado hasta por la prensa que agotó todo el tiraje en otros tiempos gracias a él, venga a reforzar, repito; reforzar, repito; reforzar, y que pena que sea tan cansón pero, repito; RE-FOR-ZAR a la Selección Olímpica que, entre otras cosas, clasificó sin él. Y como si el pedido de la prensa no fuera lo suficientemente grave, es el propio jugador quien dice que "se está preparando para los Olímpicos", que para él "será una revancha", como si fuera suya la decisión de estar o no, con una sobradez y un tufillo a estrellita que no le queda nada bien.

Señor Radamel Falcao García Zárate, muchos hinchas le agradecen por sus goles con los que se consiguió el tiquete a Brasil 2014, hinchas entre los que no me incluyo, pues no creo que usted haya hecho todo solo, nunca lo vi atajando balones. En fin. Quizá algunos piensen que esta sería una oportunidad perfecta para recuperar su confianza y que vuelva a rugir en un futuro en el Metropolitano, pero seamos sinceros, la selección Mayor no lo necesita, camina solita, en parte gracias a las acertadas convocatorias del técnico, aunque no sea de mi agrado. Pero así como la selección absoluta no lo necesita, la Olímpica tampoco. Este grupo ya tiene suficiente arena que cargar con el rejo que le dan al seleccionador a pesar de haber conseguido un Campeonato y un Sub-Campeonato Sudamericano, dos clasificaciones a Mundiales y ahora el cupo a Río. A estos muchachos les basta con las críticas que reciben algunos por su vida privada, otros por el desempeño en el campo de juego con un fútbol poco vistoso, y además, el peso  de dos décadas y cuatro años sin asistir a unas justas olímpicas en esta disciplina, como para que también tenga encima la "obligación" de recuperar a un jugador. Esta Selección necesita delanteros seguros, ordenados mentalmente, que jueguen sin el afán de demostrar nada; no jugadores en crisis y con el agua al cuello.

A usted ya se le dio la oportunidad de recuperarse en la pasada Copa América y el resultado fue NEFASTO. El peor registro de anotaciones de la selección en TODA SU HISTORIA, un solo gol y convertido por un defensa. Yo le hago un llamado para que apele a su sensatez, a su cordura. Espero que Dios le hable y se dé cuenta que no debe hacer parte de ese grupo. Usted ya sabe lo que es jugar en categorías juveniles, conoce de las ilusiones a esa edad, de los sueños, de las ganas de figurar. No cometa el error de seguir "trabajando para los Olímpicos" como aseguró hace unos días, no siga subiendo fotos a sus redes entrenando en casa a ver si lo colocan a jugar o si alguien lo nota, no le dañe la ilusión de medalla a este grupo de muchachos que se han ganado todo esto con empuje y con fútbol, no muy bueno, pero con el suficiente. Sea lógico, mírese al espejo y dese cuenta que ya no es el mismo de antes y que nunca volverá a serlo, que su aporte fue importante pero que hoy día su mayor aporte es no aportar, que hace dos años valía el dinero que muchos colombianos nunca hemos tenido pero que hoy día nadie con dos dedos de frente daría por usted ni una libra de maracuyás, y que sí, sigue siendo "El Tigre", pero un tigre con mirada de fiera y fútbol de peluche.

Ah, y perdóneme si lo ofendo pero usted con su actitud de Zlatan, autonominándose para los Olímpicos y vendiendo la idea de "revancha" sobre su macabro plan de intentar recuperarse y jugar como sea a costa de la ilusión de unos muchachos, con solo eso, ya está ofendiendo a Colombia. Así que primero respete.

lunes, 28 de marzo de 2016

Cincuenta Veces Gol

Foto: www.elpais.com.co

Achantado, y mucho, salí del Metropolitano el 17 de Noviembre de 2015. Lo admito, estaba destrozado. Siempre digo que cuando voy a ver a Colombia lo hago por verla jugar, no por verla ganar, y así es; eso es cierto, pero también es cierto que ese día deseaba más que nada que se ganara. No tenía nada que ver que era contra Argentina, esa historia ya me la sé, se trataba de la fecha y el motivo.

Ese día exacto se cumplían 5 años de estar con la selección ininterrumpidamente, por lo menos a nivel local. Claro, a Colombia la veo desde el 2005, pero sin faltar, solo desde aquella fecha: 17 de Noviembre de 2010, amistoso contra Perú en Bogotá, el último partido de una selección mayor en la capital. Pero había otra razón que me hacía añorar la victoria y eran los goles. Es que, créalo o no, y aunque a usted no le guste, yo soy la selección, de eso estoy convencido. He cantado muchos goles de Colombia y tengo en mi haber una cifra bonita: He visto 17 victorias de Colombia, 6 empates y 5 derrotas. Sí, solo 5 derrotas y solo una por más de un gol (1-3 con México). Y de esos 28 partidos (a hoy, falta el del martes) había cantado apenas 49 goles, bueno, hasta el viernes.

La primera selección que vi fue una Sub-20, era justo entonces que ese número mágico solo llegara a través de otra juvenil, más aún si la selección mayor es un híbrido colombo-argentino triste. Pero hoy no quiero entrar en polémicas, pues a pesar del empate estoy feliz, no solo por el gol 50, sino porque Dios me ha permitido vivir estas cosas bonitas. Quiero agradecerles a todos, y lo haré en su orden. Gracias al hombre que marcó ese primer gol, Juan Carlos Toja (1), gracias Rodallega (4), gracias Wason (2). Gracias a Bustos (2) y a Dayro (1), gracias a Macnelly (2), a Luis Núñez (1), a Abel (1) y a Jackson (2). Gracias a James (4), a Muriel (4) y a Santiago Arias (1); gracias al "Trencito" (1), a Pedrito Franco (1) y a Duván Zapata (1). También quiero agradecer a Guarín (1), a Dorlan (2) y a Falcao (7), gracias a "Teo" (6), Zúñiga (1) y Bacca (1). Gracias a Valdés (1), a "Mi Ñía" (1) y a Cardona (1).

¡¡¡Gracias!!! Muchas gracias JUAN FERNANDO QUINTERO (1).

PS: En estos 28 partidos, Colombia ha recibido 18 goles donde sus máximos verdugos han sido Lionel Messi (ARG) y Edson Rivera (MEX), ambos con dos anotaciones cada uno.
© 2012-2016 LA DOBLE H. Todos los derechos reservados.