martes, 30 de octubre de 2012

Iván Ramiro Córdoba, El Mejor Futbolista Colombiano De La Historia

Columna Especial Para: Federación Colombiana De Fútbol
Véase También Aquí: Iván Ramiro Córdoba, El Mejor Futbolista Colombiano De La Historia
Por: Héctor Herrera 


Dedicada A Daniel Escobar Mejía, Fan Número Uno De Iván Ramiro Córdoba.

Indignado y ofendido me encontraba aquella tarde de domingo cuando adelantando noticias, decidí leer la edición 226 de "El Deportivo" y para mi sorpresa; hallé una encuesta atrevida, comparativa e irrespetuosa.

Acertado resultó aquel diario de doble circulación semanal, al dirigirse a las grandes cabezas del periodismo deportivo para hallar al "mejor" de un juego de conjunto, donde todos dependen de todos y el supuesto brillo de cualquiera de ellos; es directamente proporcional al de sus compañeros.

Fue entonces cuando me topé con un irrespeto aun mayor, protagonizado por FutbolRed; donde no solo cayó en el juego nefasto de la comparación, sino que tuvo la osadía de reducir a cinco el número de opcionados.

La respuesta de estos dos perversos sondeos no podría ser otra: Falcao García fue escogido como el mejor futbolista colombiano de todas las épocas. Pero aunque "El Tigre" tiene todo para marcar historia en nuestro país, decir que es el mejor de todos los tiempos es ridículo, puesto que su era aun no termina; no sabemos que más logros pueda alcanzar o si su carrera (ojalá que no) se va a desmoronar como la de otras grandes figuras del deporte.

Pero si Radamel barrió, Valderrama estaba detrás teniendo el recogedor. "El Pibe" estuvo muy cerca de mantener ese título que sin derecho a discusión, fue suyo en los años 90'. Claro, Carlos Alberto fue el arquitecto de aquellas clasificaciones a los mundiales de Italia, Estados Unidos y Francia; pero ¿Qué Ganó "El Pibe"?, porque clasificar al mundial no es un logro, es una obligación y aunque él era quien guiaba a la selección, no lo hizo solo.

Willington Ortiz no fue tan recordado, pero tuvo un buen promedio. Respetable y poco discutida su escogencia, principalmente porque fue la "vieja guardia" del periodismo deportivo, aquellos que SI vieron actuar a todos estos grandes jugadores; quienes se inclinaron por él. A él se une Jairo "El Maestrico" Arboleda, otro histórico pero poco observado de nuestro fútbol.

Ortiz ostenta la mejor cifra de asistencias que pueda tener un jugador colombiano (incluso por encima de Valderrama) y Arboleda, es recordado por ser el "Rey del Túnel". Hasta ahí, todo muy bonito; pero la misma historia del "Pibe": ¿Qué ganaron?, ¿Figuraron en el exterior?, NO; entonces pasemos al siguiente.

¿Freddy Rincón?, ¡Menos!; ¿O vamos a elegir al mejor de la historia por un gol para pasar de ronda?, porque si es así entonces elijamos al "palomo" Usurriaga por el gol frente a Israel, con catapultada al mundial incluida; después de 28 años de ausencia.

Asprilla, caso aparte. Si había un jugador colombiano que se mereciera ese título y el de mejor futbolista del mundo; era él. "El Tino" lo tuvo TODO para lograrlo, pero sus excesos en su vida privada, escándalos y demás lo alejaron del camino y de paso, de este merecimiento.

Las opcionados son muchos, tenemos y tuvimos grandes jugadores, tantos; que hasta por ahí se le escapó al "Bocha" Jiménez un René Higuita. ¡Felicitaciones Henry!, obviamente "El Loco" no es el mejor; pero "Bocha" se atrevió a decir algo distinto, apostó por lo suyo y eso es de verdaderos profesionales.

Hasta ahí llegó la lista, pero no se sorprenda; en este país desmemoriado y malagradecido, es normal que nadie nombrara a Iván Ramiro; histórico defensa y ex capitán de la selección nacional.

Pero el ignorar ciertas cosas no quiere decir que no existan, así que hagamos un recorderis: Si bien su único título en Colombia fue la Copa Interamericana con Atlético Nacional, lo de Iván Ramiro con el Inter De Milán es impresionante. Ganó cinco Ligas Italianas (Series A o Scudettos, como prefieran llamarlos), cuatro Copas De Italia, cuatro Supercopas De Italia, un mundial de clubes y la "medio bobadita" de la UEFA Champions League del Año 2010 (siendo hasta hoy, el ÚNICO jugador colombiano en conseguir este título).

Ah, y un "dato menor" para los desmemoriados; ganó el ÚNICO título que posee la selección Colombia de mayores en sus vitrinas, la Copa América 2001. Claro, no se conformó con ganarla, sino que fue el mismo el autor del gol que nos entregó el tan anhelado trofeo.

Pero no, acá todos con el tema del momento, ¿O volvió a sonar Mariana Pajón?, ¿O Carlos Mario Oquendo?, NO; eso se olvidó, como todo en este país. Todos con Falcao, pero ni saben bien quién es. Se topa uno con gente que cree que "Falcao" es el apellido y "García" el segundo. Viven desinformados, indocumentados, ven si mucho un noticiero al día y ya creen que se actualizaron.

Acostumbran a subirse en el bus de la victoria, son arribistas y acomodados; tanto, que las dichosas encuestas las hizo la prensa "Falcaista" ¿O por qué no preguntaron quien es el mejor futbolista colombiano de la historia hace 6 meses cuando los números de Radamel con la selección eran desastrosos? (Y lo siguen siendo, 15 goles en 55 partidos para un promedio de 0.27 goles por partido).


lunes, 22 de octubre de 2012

Simplemente Pékerman



Columna Especial Para: Federación Colombiana De Fútbol
Véase También Aquí: Simplemente Pékerman
Por: Héctor Herrera 



Primeramente, pido disculpas a mis cientos de seguidores y lectores por estos 21 días de ausencia, no sin antes aclararles que me encontraba en Barranquilla presenciando el doblete futbolístico de nuestra selección ante Paraguay y Camerún. No obstante, el viernes anterior debía entregar mi columna semanal y adivinen que: No pude.

No pude simplemente porque me encontraba bloqueado, encerrado mentalmente; en medio de una sequía de ideas, conceptos y palabras, tratando de explicarle a mi cerebro lo que había sucedido. El asombro en el que aun me encuentro tiene nombre propio, "Selección Colombia"; y un único responsable: José Néstor Pékerman.

Como detractor del argentino me es doblemente difícil reconocer su éxito, así como para el vale por dos recibir elogios de aquellos que nunca le creímos; e incluso, todavía no le creemos (más adelante explicaré por qué).

La selección luce distinta, alegre, tranquila, efectiva. La armonía en el combinado patrio llegó de la mano del adiestrador gaucho, quien trabajó bajo la ley del silencio, aplicó su conocimiento y cambió el funcionamiento táctico del equipo. Los jugadores le creen, los hinchas, la prensa... En fin; Pékerman parece haber llegado para quedarse, para darle alegrías al pueblo colombiano, clasificarnos al mundial y de paso; cerrar la boca de sus perseguidores (me incluyo).

José Néstor se está convirtiendo en un ejemplo de vida para el pueblo colombiano. Trabaja por convicción, con amor y respeto a la profesión, sin excesos de confianza, es impermeable a las críticas y siempre está enfocado en el objetivo a cumplir.

Tiene todo a su favor, alcanzó resultados que parecían imposibles y aunque hoy el país está a sus pies; el argentino mantiene la calma. La palabra triunfalismo no existe en su diccionario, no se anticipa a los hechos. No se cree Dios, Súper Pékerman ni nada por el estilo; sabe que no es un héroe y que simplemente cumple con hacer su trabajo; aquel para el cual fue contratado un 18 de Enero de 2012.  

¡Muchas Gracias "Don José"!, usted le dio una nueva identidad a la selección nacional y de paso; le devolvió la sonrisa a Colombia (por ahora).

PDT: La razón por la que aun no le creo al profesor Pékerman es sencilla: Aun NO estamos clasificados ¿o si?

La evaluación para José Néstor va más allá de los resultados; no se trata de ganar o perder partidos sino de cumplir el objetivo. Se está o no se está en el mundial, así de fácil. Los "parcialmente clasificados" no sirven de nada, esa historia ya me la sé, ya me la contaron, lamentablemente ya la viví y espero no volver a repetirla (Corea-Japón 2002).

lunes, 1 de octubre de 2012

No Son Superpoderosas


Columna Especial Para: Federación Colombiana De Fútbol
Véase También Aquí: No Son Superpoderosas
Por: Héctor Herrera 



Luego de una destacada actuación, la Selección Colombia Femenina Sub-17 culminó su participación en el mundial de Azerbaiyán.

Debemos ser conscientes de la realidad de nuestro fútbol y más cuando se trata de estas categorías, donde nuestro país apenas está construyendo sobre la nada y rescatando jugadoras de las universidades, puesto que no contamos con liga profesional en este género.

Muchos ignorantes, sin el más mínimo conocimiento de fútbol y mucho menos de historia del deporte; salieron a hablar de fracaso, de tragedia futbolística y otro sinfín de barrabasadas que solo caben en el pensamiento de los mismos.

La única tragedia que realmente existe en las selecciones femeninas es esa marca, ese estigma, que algún desatinado, obsesionado con Cartoon Network; descargó sobre ellas. Ese sobrenombre, maldito; como muchos de los que empañan el fútbol a nivel mundial, significa una carga adicional, innecesaria y excesiva sobre nuestras muchachas.

Es un absoluto pecado, y más en un país como el nuestro donde nos creemos todo; colocar este tipo de apodos. ¿Superpoderosas?, cuando ganemos un mundial femenino hablamos de superpoderosas; ¿Muriel es el nuevo Ronaldo?, cuando nos fijemos mas en los logros y menos en una estúpida similitud física, y obviamente; cuando Muriel gane un mundial y sea el máximo anotador de las copas del mundo, hablamos de "Nuevo Ronaldo".

Hago un llamado a la cordura e inicio una campaña para dejar libre de comparaciones a los representantes de nuestro país. Llamemos las cosas por su nombre; La Selección Colombia Femenina es La Selección Colombia Femenina y Luis Fernando Muriel es Luis Fernando Muriel. De ahí no pasan (por ahora).



© 2012-2016 LA DOBLE H. Todos los derechos reservados.